Toca las tetas a 1000 tías y tiene un vídeo para probarlo.

A Sam Nickel se le ocurrió que sería una buena idea tocar las tetas de 1000 votantes rusas para despues con esas mismas manos con las que habia tocado las tetas de las rusas, estrechar la mano a Vladimir Putin.

La idea carece de sentido lógico, pero ya sabemos que los rusos son los primos pobres de los japoneses e intentar ponerle sentido a sus actos desde aquí no tiene sentido. Aun así, nos queda muy claras dos cosas, por un lado la gesta heróica que desempeña Sam Nickel y por otro que Rusia es un lugar maravilloso.

05/09/11 | enlace

Además de escribir aquí en Greenshines.com y enviar el email de Greenmshines suelo subir a veces fotos a mi cuenta de Instagram y decir cosas en mi cuenta de Twitter.

GREENSHINES.COM